Tenis femenino argentino: una mirada optimista

No es necesario decir que nuestro tenis femenino no está pasando por su mejor momento. Estamos habituados a escuchar críticas y descalificaciones sobre el actual momento de nuestras chicas en el tenis. Algunas desde el conocimiento, otras no. En este artículo se intenta dar una visión optimista sobre el presente y futuro del tenis femenino argentino, haciendo un repaso por la actualidad de las principales jugadoras, analizando sus proyecciones a futuro y presentando nuestras principales apuestas que hoy se desempeñan a nivel juniors.

Actualmente Argentina cuenta con dos jugadoras entre las mejores 200 del mundo en singles: Catalina Pella (181°) y Nadia Podoroska (200°). “Cata” está teniendo el mejor año de su carrera, ganó su primer challenger de 25K en Brasil a principio de año y arribó a los cuartos de final del WTA de Bogotá. Estos resultados le permitieron consolidarse en el top 200 del ranking y poder debutar en clasificaciones de Grand Slams. La oriunda de Bahia Blanca ha tenido varias lesiones en su carrera y bajones anímicos que en algún momento la hicieron dejar momentáneamente el tenis.

De solo 23 años, actualmente tiene una pequeña lesión y de no poder volver este año, seguramente lo hará en la girá oceánica 2017. Las perspectivas de Cata son las mejores si puede mantenerse sana, teniendo en cuenta que su edad le da margen y tiene un juego agresivo fácilmente adaptable a las canchas rápidas. En cuanto a la “peque”, también está teniendo el mejor año de su carrera al obtener su primer challenger de 25k en Francia y superar exitosamente las clasificaciones de los WTA de Bucarest y Florianopolis (en ambos perdió en primera ronda). Estos resultados le permitieron disputar su primera clasificación de Grand Slam en el Us Open, donde Nadia ganó sus tres partidos y accedió al cuadro principal (perdió con Beck).

La semana pasada arribó a las semifinales de un challenger de 50K en USA y disputará desde el fin de semana próximo la clasificación del WTA de Hong Kong. Con solo 19 años, es la principal carta argentina de cara al futuro. Pocos son los que hablan de lo que está haciendo María Irigoyen en la especialidad de dobles. La zurda tandilense se encuentra en la posición 48° del escalafón mundial y este año ha ganado el WTA de Rio de Janeiro junto a la paraguaya Cepede Royg. También ha arribado a las finales de los WTA de Praga y Estrasburgo. Al no tener una pareja fija, tiene dificultades para ganar partidos en los torneos grandes pero es sin duda una carta importantísima para el equipo de Fed Cup argentino.

No se puede dejar de mencionar a Paula Ormaechea, quien hace rato está luchando por volver al lugar que le pertenece. La semana pasada llegó a la final de un challenger de 25K en Europa. Aún lejos del nivel que la llevó a estar 59° del mundo y con solo 24 años, sigue en la búsqueda de la recuperación. Otra carta a futuro es Julieta Estable. De solo 19 años, “Tita” ya ha ganado futures en Europa y actualmente se encuentra en la inserción a los challengers. Victoria Bosio, top 400 WTA, era llamada a ser el futuro. No está atravesando su mejor momento en el tour, pero si recupera su nivel sin duda puede dar el gran salto.

A nivel juniors, nuestras principales referentes son María Lourdes Carlé y Melanie Krywoj. Lourdes, de 16 años, se encuentra 54° en el ránking de juniors y ya ha tenido la posibilidad de representar a nuestro país en la Fed Cup, ya que Majo Gaidano la convocó para disputar la serie contra Ucrania. Melanie es dos años mayor a Lourdes y se encuentra 57° en juniors. Ambas jugadoras han tenido la posibilidad de jugar Grand Slams juniors este año (las dos han conseguido una vitoria en Wimbledon) y buscarán en los próximos años insertarse al profesionalismo de manera exitosa. También es válido mencionar a Ana Geller, quien hoy se encuentra primera en el ranking COSAT y ha ganado varias de sus etapas. De todas maneras, al tener solo 14 años es muy prematuro hacer proyecciones sobre ella.

Este artículo no intenta esconder la realidad de nuestro tenis femenino, sino dar una visión distinta. Muy pocos recuerdan que Argentina ha ganado las últimas 3 zonas americanas de fed cup que ha jugado: 2016, 2012 y 2011, demostrando ser el mejor de la región. En juniors, nuestro país ganó este año el sudamericano sub 16 y arribó a la final en el sub 14, obteniendo la clasificación a la junior Fed Cup y al mundial Junior, respectivamente. Muchas veces los resultados están, pero no tienen la difusión que merecen. Es tarea de todos, no solo de dirigentes y formadores, poder tener un mejor tenis femenino.

Please follow and like us:
0

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Log in here!