ATP | Khachanov dio la gran sorpresa en París

La gran final de París tuvo una gran sorpresa. Karen Khachanov venció a Novak Djokovic en set corridos y así se alzó con el primer Masters 1000 de su carrera. En una semana soñada, el ruso, que tiene como máximos referentes a su compatriota Marat Safin y a Juan Martín del Potro, mostró su mejor tenis y logró la mayor conquista en lo que va de su carrera. Por su parte, el serbio no pudo coronar con un título su vuelta a la cima del ránking mundial. De esta manera también se corta su racha de 22 victorias consecutivas.

Si analizando el partido de hoy tuviésemos que considerar a Khachanov como un equipo, sería uno en el cual funcionaron todas sus líneas a la perfección. Se adaptó de muy buena manera a todas las situaciones que se le presentaron en el encuentro. Cuando Nole buscó tomar la iniciativa del juego, Karen contuvo muy bien con buenos golpes defensivos. También supo atacar en los momentos justos. Por eso se justifica su victoria.

En el primer set el cotejo fue muy parejo ya que ambos jugadores se mostraron firmes con el saque. Casi una hora duró el primer parcial. La gran virtud del ruso fue saber responder en los momentos en los que Djokovic lo puso contra las cuerdas. Principalmente se destacó la habilidad para escapar de los puntos de quiebre con saques ganadores. En la etapa decisiva de la primera manga, supo golpear apenas vio un punto de debilidad del otro lado de la red y así llevarse el set.

En el segundo fue donde la madurez mental de Khachanov fue más visible. Ya teniendo el primer parcial en el bolsillo no se achicó ante el mejor tenista del momento. Le faltó el respeto, tenísticamente hablando, y siguió jugando su mejor tenis. El mismo que desplegó durante toda la semana y que le valió para cargarse a rivales de peso como Isner, Thiem o Zverev. Así fue como consiguió un quiebre y el mismo le bastó para marcar la diferencia final. Fue 7-5 y 6-4 para el moscovita.


Luego de aquella ajustada derrota ante Rafael Nadal en el US Open, Karen Khachanov dio un salto de calidad notable en su juego. Esta semana en París sin dudas significará otra gran marca en su carrera. El ruso de 22 años es un tenista en pleno ascenso y parece no tener techo. Su gran temporada 2018 llegó a su fin, pero se augura un 2019 aún mejor para él.

Foto: París Rolex Masters

Please follow and like us:
0

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Log in here!