Abierto de Australia | Diez personajes de la primera semana

Todavía sobrevolando el escándalo/circo que derivó en la deportación de Novak Djokovic, en el Melbourne Park el tenis, finalmente, se puso en marcha. Atrás quedó una semana que dejó historias y protagonistas destacados.

Sebastián Báez

Se estrenó en los Grand Slam a lo grande. En la primera ronda venció al experimentado Albert Ramos Viñolas en 5 sets: 6-4 4-6 6-3 1-6 6-2. Luego, en un cruce entre dos ex número 1 del mundo junior, jugó de igual a igual ante Stefanos Tsitispas. El griego, 4 en el ránking, ganó por un apretado 7-6 (1) 6-7 (7) 6-3 6-4 y destacó que “sé que estuvo en el NextGent Finals, torneo que jugué hace unos años, y jugar ahí es una señal que está haciendo las cosas bien. Tiene una de las derechas más grandes que enfrenté”.

Samantha Stosur

En la segunda ronda del Abierto de Australia perdió 6-2 6-2 con la rusa Anastasia Pavlyuchenkova y jugó el último partido como singlista. La australiana campeona del US Open 2011 y ex 4 del mundo, continuará activa como doblista, especialidad en la que registra 4 títulos de Grand Slam.

Naomi Osaka

La última campeona del Abierto de Australia se despidió en la tercera ronda. Tuvo 2 match points ante Amanda Anisimova, pero no los pudo concretar y perdió 6-4 3-6 7-6 (5). Ubicada en el puesto 14 del ránking WTA, la japonesa saldrá del Top 80.

Andy Murray

El escoses, con 34 años y una cadera de titanio, se mantiene vigente en el circuito. Después de 5 años volvió a ganar en el Abierto de Australia, torneo el que había anunciado, entre lágrima, el retiro. Superó a 6-1 3-6 6-4 6-7 (5) 6-4 al georgiano Nikoloz Basilashvili (23°) y en la segunda instancia cayó con el japonés Taro Daniel.

Madison Inglis

Es la revelación del Abierto de Australia. La Aussie de 24 años y 133 del mundo, dio el golpe al vencer 6-4 6-2 a la canadiense Leyla Fernandez, finalista del US Open, para registrar la primera victoria en un Grand Slam. Convertida en una de las favoritas del público local, en la segunda instancia la invitada se impuso 7-6 (4) 2-6 6-2 ante la clasificada estadounidense Hailey Baptiste. Desde lo económico, este resultado le permite planificar mejor el 2022: “el prize money va a ser una gran ayuda para este año y, financieramente hablando, me va a sacar mucha presión. Cuesta mucho viajar y tener un entrenador”.

Danka Kovinic

Con presencia habitual en los Grand Slam desde Roland Garros 2014, nunca había podido pasar el límite de la segunda ronda. En Australia culminó la campaña en la tercera ronda y registró la mejor actuación de una montenegrina en los 4 grandes. Pateó el tablero al superar 6-4 4-6 6-3 a Emma Raducanu, debutante en Melbourne y campeona del US Open, pero cayó con Simona Halep.

Alize Cornet

La francesa busca convertirse en la jugadora con más presencias consecutivas en los Grand Slam. Totaliza 63 apariciones, con 60 de manera seguida. No se ausenta desde el Abierto de Australia 2007 y para superar a Ai Sugiyama, dueña del récord absoluto (62), la 61 del mundo este año deberá estar presente en Roland Garros, Wimbledon y el US Open. “Quiero jugar al 100% para intentar alcanzar el récord. Retirarme después de conseguirlo es una buena idea”, expresó la jugadora de 31 años y que se instaló en los octavos de final.

Daniil Medvedev

Ante la baja de Djokovic, quedó como el jugador con mejor ránking del torneo. El ruso 2 del mundo tiene la chance de llegar al tope de la clasificación mundial si gana el título. Mientras tanto, se convirtió en el chico malo, algo que ya había sucedido en el US Open 2019. Después de vencer a Nick Kyrgios, no escondió el enojo con los espectadores del Rod Laver Arena que lo abucheaban entre el primer y segundo saque. Se quejó en la cancha en la entrevista post partido y en la conferencia de prensa redobló la apuesta: “probablemente tengan un coeficiente intelectual bajo”.

Miomir Kecmanovic

Cuando se sorteó el cuadro se llevó la peor parte porque en la primera ronda le tocaba Novak Djokovic. Sin embargo, ante la forzada baja de su compatriota, el 77 del mundo se encontró con un cuadro abierto y aprovecho la oportunidad, al punto de estar registrando la mejor actuación en un Grand Slam. Avanzó a los octavos de final después de vencer a Salvatore Caruso, reemplazante de Djokovic y, como se autodefinió, el lucky loser más famoso del tenis, Tommy Paul y Lorenzo Sonego, en un encuentro de casi 3 horas.

Victoria Azarenka

Campeona en 2012 y 2013, la bielorrusa no aparecía en los octavos de final del Abierto de Australia desde 2016. Ya superados los problemas judiciales por la tenencia de su hijo Leo, en Melbourne alentando a su mamá, la ex número 1 del mundo en la tercera ronda superó con contundencia a Elina Svitolina por 6-0 6-2. “¿Cómo jugó tu mamá?” le preguntaron a Leo en la conferencia de prensa luego de la victoria ante la ucraniana. “Asombrosa” contestó.

Crédito foto portada: Tennis Australia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Log in here!