US Open | Campeona desde la qualy

Nadia se imaginó que la victoria de Emma Raducanu ante la neerlandesa Bibiane Schoofs en la primera ronda de la clasificación iba a ser el comienzo de un camino que desembocaría en una actuación histórica. Tres semana más tarde, la británica levantó el trofeo sin perder sets en 10 partidos.

La jugadora de 18 años se convirtió en el un caso inédito en la Era Abierta porque por primera vez un/a campeón/a de Grand Slam pasó la qualy. Llegó a Nueva York como 150 del mundo y desde el lunes aparecerá 24, lo que significa un ascenso de 126 puestos.

En la final del US Open venció 6-4 6-3 a la otra revelación del torneo, la canadiense Leylah Fernandez, de 19 años, que también tuvo un andar sorprendente en el cemento neoyorquino. Gracias a esta actuación ya se ubica como una de las caras de la nueva generación del circuito WTA.

Nacida en Canadá en una familia con padre rumano y madre china, pero criada y formada tenísticamente en Gran Bretaña, Raducanu en la segunda aparición en el cuadro principal de un Grand Slam -venía de hacer octavos de final en Wimbedon- sumó el cuarto título profesional. Hasta ahora sólo tenía dos W15 y un W25 a nivel ITF.

“Es un sueño. Siempre una se imagina yendo a festejar con el equipo, abrazarse con todos. O sea, celebrar. Es siempre algo que te pasa por la cabeza y por lo que trabajas todos los días. En el momento que sucedió una esta agradecida al equipo, los que se quedaron en casa, la federación británica y cada una de las personas que me apoyaron durante este viaje”, expresó la campeona más joven de un Grand Slam desde Maria Sharapova en Wimbledon 2004.

Raducanu se metió de lleno en el circuito y promete ser una de las animadoras en los próximos años.

Crédito foto portada: Darren Carroll/USTA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Log in here!